Pasos eficaces para controlar la ansiedad

134

¿Alguna vez ha estado en una situación que te provocó sudoración, palpitaciones y dificultad para respirar? Probablemente no estaba sufriendo un ataque cardíaco, sino un ataque de ansiedad. Si padece trastornos de ansiedad, aprender a manejarlos es el primer paso para superarlos.

La ansiedad se caracteriza por reacciones extremas ante situaciones de miedo. Cuando alguien te sigue a un callejón oscuro, esos sentimientos de ansiedad de latidos cardíacos acelerados y las manos sudorosas dan paso a sentidos intensificados y una descarga de adrenalina que puede salvar tu vida. Este es el síndrome de lucha o huida.

En el caso de ansiedad frecuente, los sentimientos de miedo son pavor a una situación particular y no a la situación en sí.
Quedarse atrapado en el tráfico puede provocar un ataque de ansiedad por lo que podría suceder tarde al trabajo.
Comenzar un nuevo trabajo puede provocar ataques de ansiedad.
No conoces a nadie y el miedo a lo desconocido puede hacerte entrar en pánico.

Todo el mundo experimenta pánico o ansiedad de pequeñas formas. Como el ejemplo de la lucha o la huida, puede salvarle la vida. En situaciones nuevas, nos entra el pánico, pero cuando el resultado que tememos no se materializa, la ansiedad se detiene. Para alguien con ansiedad crónica, este no es el caso.

Cada situación que trae ansiedad no pone en peligro la vida. Lo más probable es que se trate de una situación extremadamente estresante que ha provocado la ansiedad como forma de afrontarla. La ansiedad descontrolada de este tipo puede provocar depresión.

Si sufre ataques de ansiedad en ocasiones o un trastorno de ansiedad más frecuente, hay pasos que puede seguir para mantener su ansiedad bajo control.

  1. Consulte a un profesional. Este es siempre un buen primer paso. El autodiagnóstico de cualquier tipo de condición física o mental es imprudente y puede ser peligroso. Un psicólogo profesional puede ayudarlo a comprender su ansiedad y recetarle medicamentos u otras técnicas efectivas.
  2. Duerma bien por la noche. Durante el ciclo del sueño, su cuerpo se repara a sí mismo. Te sientes más descansado después de varias horas de sueño reparador, alcanzando la etapa REM. La mayoría de las personas necesitan ocho horas por noche, que varían en una o dos horas en cada sentido.
  3. Haga ejercicio de manera constante. El ejercicio le ayuda a utilizar el oxígeno de manera más eficiente. Ayuda a llevar más oxígeno al cerebro. También aumenta el enfoque, lo que puede ayudarlo a ver soluciones a los problemas en lugar de simplemente preocuparse por ellos.
  4. Medita. La meditación es más que cantar mantras. El yoga es un ejercicio que implica aquietar la mente y controlar la respiración. Una mediación simple, como dedicar 5 minutos a despejar la mente todos los días, puede hacer maravillas en la lucha contra la ansiedad.
  5. Maneje la preocupación. Cuando sienta que su pulso comienza a acelerarse, cuente hacia atrás desde diez. Mientras cuenta, concéntrese en la situación. ¿Qué ha sucedido realmente? Resista la tentación de leer algo más sobre la situación.
  6. No consuma alcohol. Puede pensar que la copa de vino está relajando su tensión, pero el alcohol es un depresor. En situaciones de ansiedad, podría depender demasiado de él y tener otro problema en el proceso.
  7. Encuentre algunas actividades relajantes. El estrés puede robarle su energía. De forma regular, haga algo que le guste, como trabajar en el jardín, pintar, leer o escuchar música.

La ansiedad puede aparecer en tu vida en cualquier momento. Es normal. Cuando la ansiedad se vuelve frecuente, podría correr el riesgo de sufrir afecciones más graves. Si siente que su ansiedad comienza a apoderarse de su vida o le causa cada vez más problemas, busque ayuda profesional de inmediato. No hay necesidad de sufrir esta terrible condición en silencio.

(Visited 25 times, 1 visits today)